Juárez (Juarez). (Usa, 1939) [B/N, 132 m.]

| Proyecto de innovación docente. Historia Contemporánea | Administración electrónica |

Juárez (Juarez). (Usa, 1939) [B/N, 132 m.]

Descargar versión en PDF

FICHA TECNICA

Dirección: William Dieterle. Guión: John Huston, Aeneas MacKenzie, Wolfgang Reinhardt (basado en la novela de Bertita Harding “The Phantom Crown” y el drama de Franz Werfel “Juarez and Maximilian”).

Fotografía: Tony Gaudio. Música: Erich Wolfgang Korngold.

Producción: Henry Blanke. Hal B. Wallis.

Productora: First National Pictures / Warner Bros. Pictures.

REPARTO

Paul Muni (Benito Juarez), Bette Davis (Empress Carlotta von Hapsburg), Brian Aherne (Emperor Maximilian von Hapsburg), Claude Rains (Emperor Louis Napoleon III), John Garfield (Gen. Porfirio Diaz), Donald Crisp (Gen. Marechal Achille Bazaine), Joseph Calleia (Alejandro Uradi), Gale Sondergaard (Empress Eugenie), Gilbert Roland (Col. Miguel Lopez), Henry O'Neill (Gen. Miguel Miramon), Harry Davenport (Dr. Samuel Basch), Louis Calhern (LeMarc).

SINOPSIS

El emperador Maximiliano llega a México para instaurar un gobierno imperial y tropieza con la oposición de Benito Juárez. Maximiliano es un idealista que ha sido víctima de la astucia de Napoleón III. El emperador cree realmente en las ventajas del sistema monárquico, mientras que Juárez lucha apasionadamente por la república. Cuando Francia retira su apoyo, la emperatriz Carlota viaja a implorarle su ayuda a Napoleón III.

COMENTARIO

Interesante bioptic de Benito Juárez, presidente de la República de México durante cinco mandatos consecutivos entre 1858 y 1872. Dieterle, un especialista en el género, compone un retrato amable y al mismo tiempo muy humano de los personajes antagonistas: Benito Juárez (en una impecable caracterización de Paul Muni) resalta como un gran político imbuido de grandes ideales, admirador y amigo de Lincoln, mientras que Maximiliano de Austria es un hombre bienintencionado, víctima de la trama urdida por el cínico Luis Napoleón. El tono antiimperialista y la visión favorable que ofrece el film de los patriotas mexicanos debe relacionarse con la política de acercamiento de la administración Roosevelt respecto a las Repúblicas latinoamericanas.